Ensalada campera

Ensalada campera

Eva 3 junio, 2019
This post is also available in English

Verano significa tiempo de ensaladas y cremas frías, bueno, y de barbacoas también (ay, ¡cuánto me gustan!…) Y si hay una ensalada que nunca falta en casa durante estos meses de calor es la Ensalada campera. Creo que es una variedad de ensalada que ha formado y forma parte de muchos de nuestros hogares y de nuestra infancia. Mi madre la hacía cada semana, siempre.

Recuerdo que, en aquel momento, no era de mis preferidas. Supongo que cuando somos más pequeños todo lo que llevaba verdura, nos atraía menos. Es decir, a mí me decías – “Eva, ¿prefieres un filete con patatas fritas o un plato de ensalada campera?” -. Bueno, obvio mi respuesta. Lo primero siempre.

Pongo ese ejemplo que podría ser cualquier otro; lasaña, paella… Todo aquello que llevase verdura, me atraía menos. Con el tiempo, le fui cogiendo el gusto, recuerdo que empecé por los pimientos verdes fritos (jajaja, pero es cierto!), y a partir de ahí ya vino todo rodado. A día de hoy no concibo mi vida sin ella, como verdura a diario.

Ensalada campera
Ensalada campera.

Es un clásico de la cocina española y, además, es muy habitual encontrarla servida incluso como tapa. El ingrediente principal es la patata que suele acompañarse con distintas hortalizas o verduras. Siempre al gusto de la persona que la elabora. Los más habituales son tomate, pimiento verde y rojo, cebolleta o cebolla dulce, huevo cocido y atún o bonito. Todo ello se adereza con una vinagreta clásica de aceite, vinagre y sal.

A partir de aquí pueden añadirse todos los ingredientes que deseemos o nos gusten; aceitunas, gambas, guisantes, maíz… Esto queda a nuestra elección y gusto.

Ensalada campera
La sencillez de una elaboración.

Cuando preparamos recetas muy fáciles, humildes y sencillas, su éxito radica siempre en utilizar ingredientes de buena calidad. Sumado a buenos tiempos de cocción para cada ingrediente que lo requiera y mucho cariño. Todos los ingredientes que necesitaremos para elaborar la ensalada campera son bastante económicos a excepción del bonito de norte. Pero, siempre podremos sustituirlo por otro más económico como atún si lo deseamos.

Para terminarla solo necesitaremos realzar sus sabores acompañándola de una buena vinagreta; aceite de oliva, vinagre de vino blanco y sal. Sencillo y fácil con un resultado magnífico. Os recuerdo que para emulsionar bien la vinagreta podemos batir los ingredientes en el propio bol o añadirlos en un bote de cristal y agitarlos tal y como os comentaba en el salpicón de marisco.

ensalada-campera-7

Ingredientes para 4-6 raciones

PARA LA ENSALADA CAMPERA:

  • 3 patatas grandes nuevas
  • 1 tomate grande, de carne firme
  • 1/2 cebolleta
  • 1 pimiento italiano verde
  • 1 pimiento italiano rojo
  • aceitunas al gusto, negras o verdes
  • 150 g de bonito del norte en aceite de buena calidad
  • 2 huevos L

PARA LA VINAGRETA:

  • 95 g de aceite de oliva
  • 30 g de vinagre de vino blanco
  • sal al gusto

Elaboración

Hervimos las patatas.
  1. Lava las patatas bajo un chorro de agua fría para retirar los posibles restos de tierra. Reservamos.
  2. Llena una olla mediana con agua y coloca a calor medio alto. Una vez que el agua rompa a hervir, añade sal al gusto junto con las patatas.
  3. Hierve durante 25-30 minutos, dependerá del tamaño de las patatas. Para comprobar si ya están cocidas, pínchalas con un tenedor. No debemos notar apenas resistencia al introducirlo y sacarlo.
  4. Retira del calor, cuela las patatas y déjalas enfriar por completo.
Hervimos los huevos.
  1. Llena un cazo pequeño con agua.
  2. Coloca a calor medio alto y, una vez que rompa a hervir el agua, introduce los huevos y cuece durante 10 minutos.
  3. Retiramos del calor, colamos y colocamos bajo un chorro de agua fría para detener la cocción.
  4. Dejamos que enfríen por completo.
Preparamos la ensalada.
  1. Preparamos un bol grande donde iremos introduciendo todos los ingredientes.
  2. Pelamos las patatas, cortamos en rodajas gruesas y estas en cuartos. Si la patata es muy grande podemos hacer los trozos más pequeños. Añadimos en el bol.
    Ensalada campera
  3. Cortamos el tomate en gajos y estos en mitades. Cortamos la cebolleta y los pimientos en cuadraditos pequeños. Añadimos en el bol.
  4. Desmigamos ligeramente el bonito sobre la ensalada.
  5. Pelamos los huevos y lavamos bajo un chorro de agua fría para asegurarnos que no queda ningún resto de cáscara. Reservamos.
  6. Mezclamos el aceite junto con el vinagre y la sal en un cuenco. Batimos para homogeneizar.
  7. Vertemos la vinagreta sobre la ensalada, reservando un par de cucharadas.
  8. Mezclamos con mucho cuidado para no romper las patatas.
  9. Pasamos la ensalada campera a una fuente o bol de servir. Decoramos con el huevo cortado en gajos y las aceitunas.
  10. Vertemos el resto de vinagreta, cubrimos con film y refrigeramos hasta la hora de servir.
    Ensalada campera

Notas

  • De la gran variedad de patatas que existen en el mercado, hay algunas que son más aptas para hervir y otras para freír. Independientemente de la variedad de patata, siempre es mejor utilizar patatas nuevas para hervir en lugar de patatas viejas.
  • Una buena cocción de los huevos es importante para que el resultado sea bueno. No buscamos yemas de huevo líquidas o demasiado cocidas. Cuando las yemas están demasiado cocidas tienden a formar un halo gris verdoso en la superficie que hace que se vea muy poco atractiva. Para lograr una yema perfecta, para este caso o recetas similares, con 10-12 minutos de cocción será más que suficientes para cuajar la yema.
    Ensalada campera
  • Si usamos productos de buena calidad, obtendremos mejores resultados.
  • Una truco para retirar las semillas de los pimientos (rojo y verde): empuja hacia adentro la parte superior del pimiento (donde está el tallo) y, una vez que esté dentro del pimiento, sacarlo. De este modo retiramos todas las semillas a la vez.
    Ensalada campera
  • En caso de que decidáis pepino, lo ideal es pelarlo para evitar la piel amarga. a no ser que utilicemos pepino holandés que, en ese caso, la piel es muy suave de sabor.
  • En España, el bonito en conserva se puede encontrar en trozos grandes de bonito entero o en tiras. Ambas tipos son perfectos para utilizarlos en esta ensalada. El resultado es mejor con la primera opción, pero la segunda es mucho más barata. En ambos casos os recomiendo que sean siempre enlatados en aceite de oliva, el sabor será mucho mejor.
  • Las aceitunas pueden ser a vuestra elección, negras o verdes.
  • Es mejor añadir el huevo cocido una vez que hemos aderezado y mezclado la ensalada. De este modo evitamos que la yema de huevo se desmorone.
  • Lo ideal es refrigerar la ensalada durante al menos 2-3 horas antes de servirla.
  • Si mantenemos la ensalada durante varios días en el frigorífico, la patata perderá sabor y textura gradualmente. Siempre debemos almacenarla en un recipiente hermético y, preferiblemente, de cristal.
    Ensalada campera

Sin duda uno de los platos o tapas más sencillos y espectaculares que podemos preparar este verano, es esta Ensalada campera. En mi casa es una de las elaboraciones que preparo todas las semanas en los meses de verano. Es un fijo sí o sí junto con el gazpacho y salmorejo.

Mi hijo, como os podréis imaginar, es de esas cosas que "le encantan" cuando llega a casa y pregunta que hay para comer, jajaja. Pero bueno, todos hemos pasado por ello y hay que educar al paladar lo antes posible.

¡Os deseo que tengáis un maravilloso comienzo de semana!

Un abrazo,
Eva

Archivado en

relacionadas.

Comentarios