No puedo creer que hayan pasado cuatro años ya…

Cuatro años en los que habéis estado a mi lado, habéis compartido infinidad de vivencias, experiencias, me habéis leído, habéis buscado huecos para venir a verme aunque sea rápidamente, habéis compartido unas palabras conmigo, me habéis escrito mails, enviado fotos, compartido cosas… Además, habéis sido la causa directa de que pueda cumplir mis sueños y, otro año más, quiero daos las gracias.

Gracias por estar siempre ahí, confiar en mí y permitirme entrar cada pocos días en vuestras vidas. Es un verdadero honor para mí que se me conceda ese pequeño tiempo.

Y por esa razón hoy os dejo una receta de esas que os dejaran sin palabras, un dip de pimientos asados y almendras sencillamente ¡espectacular!

La verdad que no tenía muy claro si llamarlo salsa puesto que asocio esa palabra más a una textura ligera, para acompañar elaboraciones. Esta crema es más para “dippear”, coger lo que más nos guste (verduras, pan, grissines…) y ¡surcar los mares en ella! Una receta 100% informal pero de las que se agradecen y gustan siempre.

Cierto es que mi idea era traer una receta dulce, de hecho y echando la vista hacia atrás, ha pasado tiempo desde que no os dejo tentaciones de esas que nos hacen mirar de reojo a la pantalla. Pero también es cierto que actualmente ando como muchos de vosotros, hasta arriba de cosas, proyectos, trabajo… y me dejan poca tregua para ponerme con dulces, sobre todo pensarlos! Pero volverán pronto, de eso no os quepa la menor duda.

La receta que hoy comparto es de un libro que ya os he hablado, My New Roots, solo que la he versionado un poquillo pero la esencia y la base, son las que encontramos en su receta. Debo reconocer que le tenía echado el ojo hace un tiempo, me vuelven loca los pimientos asados y hacer una salsa tipo dip con ella solo podía traer cosas buenas.

La receta original está hecha con nueces, decidí cambiarlo por almendras fritas porque me gusta mucho el sabor que tienen. De modo que si no os gusta mucho este fruto seco, sabed que podéis cambiarlas por nueces o incluso avellanas, anacardos… yo creo que incluso con garbanzo cocido la combinación debe ser ¡majestuosa!

También añadí un poco de Tahini pero es que me chifla su sabor, por supuesto omitible también si no os gusta el sésamo o tenéis alergia.

Para acompañar esta salsa podemos optar desde crudités hasta pan de pita, tortillas de maíz o pan Lavash que es con el que lo acompaño en el post 😉
En cualquier caso será un éxito seguro, os doy mi palabra.

Tiene un sabor excepcional a fruto seco, pimientos asados, especias… De esas recetas que ya no faltarán en casa en más de una ocasión.

Espero que os guste, os animéis con ella y que pasemos otros cuatro, quince o cincuenta años más juntos!

Saludos,
Eva {Mrs Hudson}

Dip de pimientos asados y almendras

La tabla es de Claudia & Julia

INGREDIENTES:

  • 3 pimientos rojos grandes, alrededor de 1,300 Kg
  • 145 g de almendras fritas con sal + 3 almendras troceadas para espolvorear
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen + un poco para terminar al presentar
  • 1 clavo de olor
  • zumo de medio limón grande
  • ralladura de un limón grande
  • 1 cucharadita de comino molido
  • 1/2 cucharadita de pimentón picante
  • 1 cucharadita de Tahini (receta a continuación)
  • 1 chile de Coban
  • 1/2 cucharadita de sal negra de Hawaii o sal marina (podemos ajustar a nuestro gusto)
  • cilantro picado para espolvorear

PARA EL TAHINI:

  • 90 g de sésamo crudo o tostado
  • 50 g de aceite de oliva virgen
  • pizca de sal

ELABORACIÓN:

Comenzamos asando los pimientos rojos.

Precalentamos el horno a 190ºC con calor arriba y abajo.

En una bandeja de horno, forrada con papel sulfurizado o papel de aluminio, colocamos los pimientos rojos, previamente lavados y secados, e introducimos en el horno.

Dejamos alrededor de 50-60 minutos, deberán tomar un ligero color tostado en el exterior, la carne deberá estar tierna y podremos retirar la piel sin problemas.
A mitad de cocción abrimos el horno, apartaos de la puerta porque se liberará mucho vapor, y con cuidado y ayudándonos de unas pinzas, damos la vuelta a los pimientos para terminar la cocción.

Sacamos y dejamos enfriar completamente.

Dip de pimientos asados y almendras

Preparamos el Tahini.

Si usamos sésamo tostado podremos omitir este paso, pero en caso de usar sésamo crudo deberemos tostarlo previamente para que broten esos aromas que tiene encerrados.

Disponemos el sésamo en una sartén y colocamos a calor medio. Dejamos al calor removiendo de vez en cuando para evitar que se dore en exceso y otras semillas queden sin tostar.

Una vez que tengamos un dorado uniforme, retiramos del calor y vertemos en un procesador de alimentos. Añadimos el aceite de oliva junto con la pizca de sal y procesamos hasta obtener una pasta suave.

Pasamos a un frasco de cristal, tapamos y reservamos.

NOTA: La cantidad que os dejo para la receta es mucho más de la que necesitaremos, pero este condimento es maravilloso para tenerlo en casa puesto que podemos aderezar muchas elaboraciones con ella. Por ejemplo el Baba Ganoush 😉

Para conservarlo lo guardaremos en el frigorífico.

Preparamos el dip de pimientos asados y almendras.

Limpiamos los pimientos, les retiramos la piel y quitamos las semillas.

Introducimos en un procesador de alimentos junto con las almendras, las especias, la sal, el aceite y el zumo y ralladura de limón. Procesamos hasta obtener una pasta cremosa.

Dip de pimientos asados y almendras

Cuchillo Pallarés de acero y mango de Boj de Claudia & Julia.

Pasamos a un bol, donde vayamos a presentarla, espolvoreamos con almendra molida, cilantro picado y un ligero hilo de aceite de oliva.

Dip de pimientos asados y almendras

Podéis acompañarlo de mucha variedad de panes o tortillas para dippear. En mi caso opté por este pan armenio, Lavash, que os dejé hace un tiempo. Muy fácil y rápido de elaborar 😉

¡Maravilloso! Ya os lo digo yo. Perfecto para una cena junto con otra cosilla, para disfrutar el fin de semana o incluso para una reunión de amigos.

¡Buen provecho!

Dip de pimientos asados y almendras

 

Contenido relacionado

Sobre el autor Ver todas las entradas Autor website

Eva

La cocina en general es un mundo que me apasiona. Poder combinar aromas, sabores y sorprender realizando una inesperada mezcla con ellos. Seguir la pista de intrigantes platos, hacían de cada receta un descubrimiento, una aventura, un viaje.
Si la cocina también es tu pasión, bienvenido a mi casa.

12 ComentariosDeja un comentario

  • Hola Eva,

    ¡Gracias por tus palabras! Somos nosotros los que debemos agradecerte la gran dedicación que tienes, y darte las gracias por compartirlo a diario con nosotros.

    Una pregunta referente al tahín, que a mí me apasiona… ¿Cuánto tiempo aguanta en la nevera, si queremos hacerlo casero, como haces tú en este receta? Sólo de pensar que los de pote llevan conservantes… Cada vez me echa más atrás comprarlo!!!

    Gracias y felicidades por estos 4 años llenos de ilusión!!!

    • Hola guapa!!!

      Gracias a vosotros sin duda!! Es por vosotros que todo esto toma forma y puedo seguir haciendo, creando y compartiendo estas pasiones mías que me alegran la vida! 😉

      Puedes conservarlo en la nevera hasta dos meses sin problemas, aunque no sé si te llegará a durar tanto porque es una delicia XD
      La verdad que siempre procuro hacer en casa todo lo que puedo y evito, en medida de lo posible, todos los alimentos procesados… que al final terminamos hasta arriba de toxinas en el cuerpo entre unas cosas y otras!

      Gracias a ti Silvia!!! Muackkkss!!!
      Y por muchos más!

    • Muchas gracias guapa!!!
      Me alegra mucho leerte!! Además me conoces casi desde mis inicios!! XD
      Para mi es un verdadero placer recibirte siempre que lo desees, estoy encantada por ello!

      Besos muy grandes!!!

  • Almendras fritas… que cosas! Yo a este tipo de preparaciones siempre echo crudos los frutos secos, pero es verdad que las almendras fritas y saladas tienen que aportar un sabor que las crudas no pueden ni de lejos… uhmmms…

    • Si Ana! Le aporta un sabor más intenso, delicioso! Lo que hice fue reducir la cantidad final de aceite en la receta para procurar compensar un poco las grasas.
      Ya me contarás si pruebas con ellas!

      Saludos!!

  • Madre mía!! de palno no tengo palabras para describir la delicia de Blog…. Sinceramente soy afortunada de encontrarlo en éste mundo tan inmenso cibérnetico. Felicidades por los 4 años de trabajo ardúo y por compartir. Soy mexicana y me defino como cocinera inmensamente pasasionada a mi gran oficio. Deseo agradecer la motivación a cocinar con amor y calidad. Seguiré de hoy en adelante, tan hermoso trabajo y compartir por usted!!
    Gracias mil.
    Todo lo mejor!
    Sonny Urbano.

    • ¡Hola Sonny!

      Muchísimas gracias por tus preciosas palabras! Jajaja, me halaga muchísimo tu comentario! Sin duda para mi también es un verdadero placer que hayas llegado a mi pequeño rincón pero, sobre todo, que disfrutes mucho lo que comparto con vosotros 😀

      Es maravilloso tener una pasión tan fascinante como la cocina y que lo disfrutes tanto. Estoy encantada de recibirte por aquí siempre que lo desees 😉

      Gracias a ti!! Un abrazo!!

    • ¡Muchas gracias Raquel! Me alegra mucho saber que te gustan 😉
      La verdad que Ottolenghi es digno de admiración por su fascinante trabajo, no me extraña nada que cause tanta euforia entre tantos de nosotros! 😀

      Saludos!!

Deja una respuesta

Tu email no será publicado. Campos obligatorios marcados con *