Pan para Hot Dogs

Pan para Hot Dogs

Eva 24 septiembre, 2018
This post is also available in English

No sé si os pasará a vosotros igual, pero llevo una temporada que las pocas veces que compramos panes de hot dogs o perritos calientes no nos gustan nada… Normalmente procuro hacer todo lo que puedo en casa, pero no siempre me da tiempo y hay ocasiones que recurrimos a los elaborados. No me gustan nada… Ya no solo por el tamaño, que me parece demasiado pequeño, sino además por el color blanquecino, el sabor y la textura de la miga. ¡Se desmorona!. Por esa misma razón la última vez que los compré dije, se acabo, a partir de ahora yo haré el pan para Hot Dogs.

De modo que me puse a buscar una receta que pudiera ir bien para este tipo de pan. Mi idea era una masa con una miga muy tierna, suave, esponjosa…Con un acabado exterior dorado y un tamaño mayor. Busqué algunas recetas con las que poder guiarme y fue de este modo cómo encontré la receta que nos deja Dini en su blog «The Flavor Blender«. Me encantó el acabado, la miga, la manera de formarlos… De modo que me dejé llevar completamente por su receta haciendo solo unas pequeñas variaciones en algunas cantidades de ingredientes y ajustando tiempos de fermentación y cocción. No dejéis de visitar su blog, os encantará 😉

Origen del Hot Dog.

¿Quién de nosotros no ha comido en más de una ocasión un «perrito caliente» o Hot Dog? La verdad que para tratarse de una elaboración tan sencilla y fácil, es absolutamente deliciosa. Un panecillo alargado relleno con una salchicha Frankfurt o Vienesa hervida y acompañada de salsas, habitualmente ketchup y/o mostaza.

Los perritos calientes o hot dogs, se elaboraban en distintas partes de Europa antes de que los inmigrantes europeos, en especial los alemanes, los llevaran a Estados Unidos y se convirtieran en una comida callejera muy popular entre la clase media.

En Nueva York se hizo camino en la primera década del s. XIX gracias a la contribución de varios carniceros europeos que procuraron replicar la salchicha en el nuevo continente. Se dice que el carnicero alemán Charles Feltman fue el primero en vender hot dogs en unos carritos ambulantes en las playas de Coney Islanden el año 1867. Su éxito fue tal que, en poco tiempo, pudo permitirse un carrito de mayor tamaño en el que se incorporaron varios camareros con él.

Con el tiempo a Feltman le salió un competidor, Nathan Handwerker de origen polaco quien fue empleado de este en sus orígenes. Consiguió ahorrar el dinero suficiente para abrir su propia tienda de hot dogs justo al otro lado de la calle.

Nathan puso precios muy competitivos.

Además de acompañar su tienda con grandes letreros e instalar unas sirenas que sonaban como un coche de bomberos. Esto le ayudó a que su negocio prosperase llegando a abrir una cadena llamada «Nathan´s Famous«. En la década del 1920, la estación de metro Stillwell Avenue se inauguró justo enfrente de su establecimiento haciendo que ganase popularidad dejando a Feltman fuera del negocio en el año 1950.

Actualmente el negocio de Nathan sigue estando en Coney Island, en la esquina de Stillwell Avenue, aunque sus negocios se han expandido considerablemente. Cada 4 de julio patrocina un concurso de perritos calientes además de ser quien impuso la moda de los carritos de hot dogs en Nueva York. Chris Von der Ahe fue quien popularizó la venta de hot dogs en los campos de beisbol.

Con el tiempo este alimento se extendió por todo EEUU. El inmigrante alemán Oscar Mayer se instaló en Chicago y comenzó a vender la primera marca comercial de salchichas. En Los Angeles, los hermanos Dick y Mac MacDonald abrieron un carrito de venta de perritos calientes y, debido a su éxito, pudieron construir la primera cadena de comido rápida «McDonald´s«.

¿De dónde surge el término perrito caliente?

Supuestamente este término viene de la mano del humorista gráfico Tad Dorgan quien escribía y dibujaba tiras cómicas para el New York Evening Journal. Por lo visto en un partido en el estadio de beisbol de Polo Grounds en el año 1901, oyó a Harry Stevens (un vendedor de salchichas) decir:

«They’re red hot! Get your dachshund sausages while they’re red hot!» – («Están al rojo vivo, adquiera su dachshund (perro salchicha) mientras están al rojo vivo»)

Esta expresión inspiró a Dorgan para hacer una de sus tiras donde dibujaba un perro dachshund dentro de un pan y de ahí la idea de «perrito caliente o hot dog». algunos investigadores discrepan en esta historia y exponen diferentes argumentos sobre su veracidad. El primer uso registrado de este término es del Yale Record de octubre de 1895.

Pan para Hot Dogs

Ingredientes para 8 unidades

PARA LA MASA:

  • 500 g de harina de media fuerza W=200
  • 120 g de leche entera
  • 115 g de agua
  • 1 huevo L
  • 30 g de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 2,5 g de levadura seca de panadero + 5 g de agua
  • 15 g de azúcar
  • 9 g de sal

PARA PINCELAR:

  • 1 huevo batido + pizca de sal
  • sésamo crudo (facultativo)

Elaboración

Preparamos la masa.
  1. En un bol amplio o en el bol de la amasadora añadimos la harina junto con la leche, el huevo y el agua. Mezclamos hasta amalgamar completamente, no debe quedar ningún resto de harina seca. Para mezclarlo podemos hacerlo de manera manual o bien en una amasadora utilizando el gancho. Mezclaremos siempre a la velocidad más baja durante 2-3 minutos máximo.
  2. Incorporamos el azúcar junto con la sal y volvemos a amasar.
  3. Añadimos la levadura. Disolvemos esta en los 5 g de agua e incorporamos a la masa.
  4. Amasamos bien hasta que se integre completamente.
  5. Finalmente, incorporamos la mantequilla y amasamos de nuevo hasta obtener una masa completamente homogénea y lisa.
  6. Pasamos a una superficie de trabajo limpia, terminamos de amasar a mano (ya sabéis que esto es manía personal...) e introducimos la masa en un recipiente hermético previamente engrasado con aceite de oliva.
  7. Tapamos con su tapa correspondiente o film, para evitar que la masa se encostre, y dejamos hacer una primera fermentación de 2 y 1/2 horas en bloque a 28ºC. La masa crecerá un poco más del doble (el tiempo dependerá de la temperatura de vuestra casa).
Preformamos los panes de hot dog.
  1. Sobre una superficie de trabajo limpia volcamos la masa y desgasificamos suavemente.
    Pan para Hot Dogs
  2. Dividimos la masa en 8 piezas iguales, alrededor de 110 g cada una.
  3. Preformamos, cubrimos con film y dejamos reposar durante 20 minutos.
    Pan para Hot Dogs
Formamos los panes de hot dog.
  1. Preparamos dos bandejas y forramos con papel de horno, reservamos.
  2. Estiramos una pieza con ayuda de un rodillo, enrollamos sobre sí mismo y sellamos los extremos. Cada panecillo tendrá una longitud aproximada de 17 cm.
    Pan para Hot Dogs
  3. Colocamos sobre la bandeja y repetimos el proceso con las siguientes piezas.
  4. Recordad mantener las piezas cubiertas con film en todo momento para evitar que se encostren.
    Pan para Hot Dogs
Dejamos levar.
  1. Cubrimos con film y dejamos levar hasta que dupliquen, en mi caso estuvieron durante 80 minutos.
    Pan para Hot Dogs
Horneamos.
  1. Precalentamos el horno a 2o0ºC con calor arriba y abajo.
  2. Pincelamos los panecillos con huevo batido y espolvoreamos con sésamo si lo deseamos.
    Podemos hacer la mitad de un modo y la mitad de otro.

    Pan para Hot Dogs
  3. Introducimos en el horno a media altura y horneamos durante 15 minutos, tomarán un bonito color dorado.
  4. Sacamos y dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.
    Pan para Hot Dogs

Notas

  • Recordad que el tipo de harina que utilicemos condicionará la hidratación final de nuestra masa. Podemos notar una ligera diferencia dependiendo de este elemento, por esa razón deberemos trabajar la masa observándola y añadir mayor o menor cantidad de hidratación.
  • Si lo deseáis, podéis dejar levar la masa en el frío durante toda la noche. Dejad que crezca un poco menos de 1/3 y refrigerarla hasta el día siguiente. Antes de trabajar con ella tendréis que atemperarla durante un par de horas.
    Pan para Hot Dogs
  • Los panes se pueden congelar una vez que estén horneados y hayan enfriado por completo.
  • Si queréis que la superficie superior del pan no brille, pinceladlos con un poco de leche en lugar de huevo.
  • Conservación: Podemos mantenerlos en perfecto estado guardados en una bolsa tipo zip durante 3-4 días.
    Pan para Hot Dogs

Este pan para hot dogs o perrito caliente os encantará. No tiene nada que ver con los que compramos en grandes superficies  y podremos conservarlos durante varios días sin problemas.

Además que podemos utilizarlos para elaborar bocadillos si lo deseamos, son muy versátiles. Dentro de poco os dejaré una idea para acompañarlos que, os adelanto, en casa les encantó. Os deseo que tengáis un maravilloso comienzo de semana.

Un abrazo,
Eva

Fuente: Wiki

Archivado en

relacionadas.

Comentarios